SEGURIDAD

Las mismas propiedades químicas que permiten que altas concentraciones de ozono reaccionen con material orgánico fuera del cuerpo le dan la capacidad de reaccionar con nuestro cuerpo y potencialmente puede causar consecuencias dañinas para la salud.

el ozono, como cualquier otro agente oxidante fuerte, puede ser dañino si no se maneja adecuadamente.

El ozono es un oxidante fuerte que generalmente no es dañino para los mamíferos a bajas concentraciones, pero es letal para los microorganismos como las bacterias.

 

Sin embargo, el ozono, como cualquier otro agente oxidante fuerte, puede ser dañino si no se maneja adecuadamente. A continuación se enumeran los efectos potenciales sobre la salud que el ozono puede tener:

 

Inhalación: el ozono causa sequedad de la boca, tos e irritación de la nariz, la garganta y el pecho. Puede causar dificultad para respirar, dolores de cabeza y fatiga. Sin embargo, el olor característico fuerte y picante es fácilmente detectable a bajas concentraciones (0.005 a 0.02 ppm).

Medida correctiva: muévase al aire fresco, afloje la ropa ajustada alrededor del torso. Solicite atención médica si es necesario. Si la respiración es difícil, una persona capacitada debe administrar oxígeno si no puede.

 

Piel: No se espera absorción a través de la piel intacta.

Medida correctiva: Lave bien la piel con agua y jabón.

 

Contacto con los ojos: el ozono puede ser irritante para los ojos y causar una inflamación menor.

Medida correctiva: aclárese los ojos con grandes cantidades de agua durante al menos 15 minutos mientras mantiene los párpados separados a la fuerza para garantizar la aclaración de toda la superficie del ojo. Si la irritación, el dolor u otros síntomas persisten, busque atención médica profesional.

 

Ingestión: No es una ruta de exposición.

 

Agravamiento de afecciones preexistentes: el ozono puede aumentar la sensibilidad a los constrictores de bronquios, incluidos los alérgenos, especialmente las personas con asma.

 

Condición crónica: No se esperan efectos a largo plazo en la salud por exposiciones al ozono. Parece que se desarrollar una tolerancia parcial con exposiciones repetidas.